¿Hacer publicidad de nuestro Branded Content? Pues sí, ¡como los Cazafantasmas!

¿Hacer publicidad de nuestro Branded Content? Pues sí, ¡como los Cazafantasmas!

Julio 11 2016 - Sin categoría

Hace unos días vi esta noticia en varios medios de comunicación, y algunos de mis contactos compartieron el video en sus redes sociales.

No, no hay un tren fantasma en la estación de metro de Alonso Martínez, se trata de una curiosa acción que ha lanzado Sony Pictures dentro del plan de comunicación del estreno de su película Cazafantasmas.También han contando con la colaboración de Iniesta  para promocionar su película, y probablemente veremos más de un cartel en la calle según se acerque la fecha del estreno.

Es decir, Sony Pictures está haciendo una gran inversión en dar a conocer el estreno de la película. Dudo que a alguien le haya llamado especialmente la atención, es lo habitual siempre que se estrena una película de gran presupuesto, ¿no?

Es-desorbitado-el-presupuesto-de-Los-Cazafantasmas-de-Paul-Feig_landscape

Y estamos de acuerdo en que una peli es un contenido, ¿verdad?

Y aunque podríamos estar discutiendo sobre Branded Content días y días, creo que también coincidiremos en que el Branded Content es, en definitiva, contenido, ¿cierto?

Supongo que ya sabéis por dónde voy… Si alguien como Sony Pictures, que de distribuir contenido sabe un rato, considera necesario invertir dinero en dar a conocer la existencia de ese contenido, ¿no debería hacer yo, productor de Branded Content, lo mismo?

Aunque la eficacia del Branded Content está probada , y no es en absoluto un formato nuevo, todavía hoy cuesta que muchos Departamentos de Marketing decidan invertir parte de su presupuesto en proyectos de Branded Content. Y si además tienen que destinar una partida a promocionar ese contenido… se complica todavía más.

Pero no debemos olvidar que, en el momento en el que empezamos a producir contenidos con una marca, nos convertimos automáticamente en competencia de quien ya esté creando y distribuyendo ese tipo de contenidos: blogs, webseries, programas de radio o televisión, etc.

Nunca antes se había creado tanto contenido (un ejemplo: según datos de Youtube, en 2015 se subieron… ¡¡¡300 horas de video por minuto!!!) por lo que ahora más que nunca es imprescindible destinar una parte del presupuesto a apoyar la distribución de nuestro contenido. Por muy enfocada que tengamos la estrategia, por muy exquisita que sea la producción, por mucha calidad que tengan las piezas, si no informamos a la audiencia de que el contenido está ahí, probablemente nunca lleguen a saber que existe.

¿Nuestra recomendación? La regla del 1/1: por cada euro que inviertas en producción, deberás invertir otro en distribución. Tal vez uno de los ejemplos más notorios fue el de “Vale”, de Estrella Damm, el año pasado. Acompañaron el lanzamiento de una potentísima campaña de publicidad tradicional en distintos medios.

(c) laconvencional.blogspot.com.es

(c) laconvencional.blogspot.com.es

Y algunos estaréis pensando… ¿pero no habíamos quedado en que la publicidad tradicional no interesaba a los consumidores? Sí, pero es que en este caso:

  • No nos dirigimos a consumidores, nos dirigimos a una audiencia, a nuestro público potencial.
  • No estamos intentando venderles un producto que probablemente les dará bastante lo mismo, les estamos informando de la existencia de un contenido de su interés.

Seamos realistas, aprendamos de quienes se dedican a la distribución de contenido y pongamos los medios necesarios para que nuestros proyectos de Branded Content alcancen los objetivos y consigan los resultados esperados.

¿Hacer publicidad de nuestro Branded Content? Pues sí, ¡como los Cazafantasmas!

The Author
Josune Morán